Declaración

Una mujer así, rebelde, con carácter, tatuada y libre, ese es mi prototipo de la persona con la que me gustaría compartir mi vida. Dudo que la encuentre, me bastará con que crea en la lealtad, la nobleza y el respeto como valores mínimos y cuya personalidad sea tal que si me elige no sea por desesperación o necesidad sino por voluntad y elección.