Negacionismo, vieja excusa para señalar disidentes

Siempre he dicho que la historia es lineal y que aunque con ciertas innovaciones debido a las circunstancias sociales, económicas e históricas los acontecimientos cada siglo se repiten. En 1945 perdimos la última y más brutal guerra conocida por los hombres hasta entonces, incluso peor debido a los medios utilizados que la Guerra de 1914, en 1946 en Núremberg condenaron a nuestros dirigentes, algunos se “suicidaron”, el más inocente, soportó 46 años preso primero en Londres y a partir de la farsa de Núremberg en Spandau en la celda número 7. Tras ello, nuestras ideas fueron prohibidas, nuestra Europa destruida, violada y corrompida, nuestro pueblo silenciado. Se nos comenzó a señalar como culpables de un supuesto genocidio en el que murieron seis millones de personas que nunca existieron en unas cámaras de gas que nunca existieron y que ya demostraron personas como Robert Faurisson o David Irving en su momento, se nos negó el derecho a investigar, se nos señaló como negacionistas, al igual que se está haciendo con la Plandemia del Corona, se nos encerró en carceles, se quemó a nuestros muertos, se profanaron nuestras tumbas y se estigmatizó a todo el que se considerase Nacionalista, hoy se sigue haciendo lo mismo con otras excusas. El Gobierno mundial que controlan unas pocas familias adineradas de origen jázaro, y otras pocas multinacionales y bancos que ostentan el monopolio y se conectan con las grandes logias masónicas de todo el mundo temen hoy como temieron ayer que aquellos que siempre hemos tenido claro quien es el enemigo de nuestra patria y de nuestra raza, en el momento que tuviesemos popularidad, medios o sencillamente vieramos que nuestra nación está en peligro como lo estuvo en los años treinta del siglo XX, ibamos a rebelarnos.

El pueblo que es consciente de su raza y su nación, que sabe de donde viene y quién es el enemigo, el pueblo que no se deja dominar siempre va a ser una amenaza contra los dominadores.

Europa lo ha demostrado muchas veces, en tiempos de Roma, cuando los germanos y los celtas nos rebelamos contra la imposición de Roma, en la edad media nos rebelamos contra las logias y la oscuridad, y en el siglo XX contra el capitalismo internacional. Por ello necesitan hablar de negacionismo, no es más que una vieja etiqueta para deslegitimar y censurar un discurso, no importa que tengas o no razón, no importa que tengas o no poder o que quieras o no transformar la sociedad, pero estás cuestionando el orden establecido, piensas por ti mismo, tienes valores propios, y eso es peligroso para el sistema, y es que no hay nada que la oscuridad tema más que un pueblo consciente de si mismo, y capaz de enfrentar al mal.

https://www.twitch.tv/videos/728360636