Patria

La Patria sobrevivirá en la medida en que sus hijos decidan arriesgar por ella. Mientras sus hijos no luchen para que la patria vuelva a ser libre y sus fundamentos los que Cristo nos enseñó, la Patria perecerá, está herida de muerte y sus valores perdidos. Solo una juventud radical, fecunda y ardiente podrá salvarla.